mesa-de-trabajo

¿Es necesario contratar un wedding planner?

Realmente… ¿Es necesario contratar un wedding planner? Casarse es uno de los acontecimientos más importantes en la vida de una persona, una celebración con un gran valor en todas las culturas y que tiene que recibir la importancia que merece. 

Aunque parezca que la imagen del wedding planner es una nueva moda, esta profesión existe desde los años 50, aunque, en España, la hemos recibido hace relativamente poco.  

En el post de hoy resolvemos esas dudas que soléis tener los novios antes de contratar estos servicios. 

Mesa de trabajo de una wedding planner

La figura del wedding planner 

Gracias a toda la información que tenemos hoy en día en internet y en las redes sociales, se ha dado a conocer el trabajo que realiza un wedding planner. Los novios han empezado a valorar mucho más el cometido de planificación y desarrollo de una boda ya que, aunque es un trabajo bonito y gratificante, es una tarea compleja y que genera mucho estrés. Es normal que, al no tener referencias de alguien, no sepáis si es necesario contratar un wedding planner.

Lo primero que hay que saber es que para organizar eventos hay que tener una buena formación (en planificación, gestión y coordinación) y una gran experiencia. Hay mucho intrusismo en este sector, ya que parece que cualquiera puede organizar una boda, pero no es así. 

Decoración para mesa

¿Por qué contratar un wedding planner? 

Si todavía no tenéis claro la rentabilidad de esta inversión, aquí os dejamos algunas razones por las que deberíais contratar los servicios de un wedding planner. 

1- La razón más importante es que un wedding planner es sinónimo de resolución de problemas. Y no hablamos sólo del día de la boda, en el que puede haber distintos imprevistos como que llueva, que falle un fotógrafo o algo por el estilo, si no en la preparación de la boda meses antes. Es muy importante conocer el sector para que todo salga perfecto. 

Boda bajo la lluvia

2- Dar forma a esas preciosas ideas que tenéis para vuestra boda. A la hora de empezar con los novios, vienen con muchas ideas sacadas de Instagram, Pinterest, bodas de famosos, etc pero no hay una relación entre ellas. Llegar a encontrar un estilo definido para vuestra boda suele ser lo más complicado, ya que todo debe estar en armonía desde que los invitados reciben la noticia del enlace hasta que se van después del último baile.  

Decoración boda vintage

3- Ahorro de tiempo, una de las cosas más valiosas que existen a día de hoy es el tiempo, por lo que, para no quitaros el sueño, un wedding planner hace todas esas tareas que son tan laboriosas y que os quitan parte de esos momentos de desconexión que tanto necesitáis, como la búsqueda de proveedores. Pensad que un profesional lo hará mejor y más rápido ya que saben lo que hacen. 

Controlar el tiempo

4- Su experiencia. Cuando unos novios están comprometidos, su primera pregunta es ¿por dónde empiezo? Hay muchas cosas que hacer, buscar el sitio de la ceremonia, el lugar de la celebración, si queréis banquete o cóctel, que tipo de música pondréis para cada momento de la boda, detalles para los invitados… y a todo esto hay que añadirle los contratos que hay que realizar, presupuestos… Todo este trabajo os lo podéis ahorrar al contratar un wedding planner. 

Selección de una finca

5- Tiempo, recursos y presupuesto. Estos son los pilares de trabajo, poder cumplir los plazos, encontrar aquello que queréis para que todo salga bien sin salirse del presupuesto. Ese es el objetivo en cada boda. Además de la elaboración de un timing para el día del enlace. 

Timing

6- Autenticidad y personalidad para tu boda, el principal valor del trabajo es reflejar la personalidad de los novios en cada boda, haciendo que cada una sea distinta. Es cierto que está todo inventado, pero la gracia es conseguir que los invitados y vosotros mismos os sintáis maravillados por cada detalle. 

Stand de limonada de sabores

7- Cuidar a vuestros invitados. Una de las cosas que más les preocupan a los novios es poder disfrutar del día de la boda, pero también que sus amigos y familiares lo hagan. ¿Qué se necesita para ello? Saber la mejor opción de entretenimiento para los más pequeños, cubrir las necesidades de los más mayores o tener preparado siempre algún detalle para esos amigos tan fiesteros, ya sea para salvar los pies de las chicas con unas manoletinas o tener preparado un kit de supervivencia para el día siguiente. Los pequeños detalles marcan la diferencia. 

Mesa para niños

8- Que haga que los preparativos no sean un quebradero de cabeza. La preparación de las bodas suele generar mucho estrés y debe ser un momento del que hay que disfrutar, no que genere algo malo. Por ello, delegar en alguien que os dará opciones para quitaros trabajo, es una de las mejores opciones. 

Pasarela para los novios

Esperamos que con este artículo os hayamos ayudado a resolver las dudas sobre si es necesario contratar un wedding planner. 

 

Foto de @pinterest, @arnelhasanovic
Sin comentarios

Publicar un comentario